Mírenme, mírenme, ¡¡¡mírenme!!!

Ese título bien podría ser usado para cualquier post en el que hablara de Lady Gaga, pero también sirve perfectamente para describir esta foto de la boda de Justin Timberlake y Jessica Biel. Al parecer, Justin siempre quiere que toda la atención esté sobre él (tal vez por eso tenía el pelo de sopa Nissin cuando estaba en ‘N Sync) y mientras él pegaba de brincos en la toma, Jessica se resignó a irse al rincón enfundada en ese vestido que, dicho sea de paso, parece de fiesta de XV años, lo único que faltaría es un tío ebrio en el fondo tratando de formar frases coherentes acerca de cómo su sobrina es ahora una mujer.

¿Y no les encanta cómo a los de la revista People se les ocurrió poner una mini foto de Brit Brit en la esquina, tratando de que recordemos que Justin y ella alguna vez intercambiaron fluidos?. Todo era tan diferente cuando esos dos eran pareja, Britney todavía juraba tener intacto el pistachito y Justin era cantante y no pretendía ser “actor”.

 

Publicado el octubre 24, 2012 en Uncategorized y etiquetado en , . Guarda el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. Jessica, Justin y Britney, mmmm, oh people.

  2. tanto rosado en esa portada puede causarme una hemorragia visual..asco…

A %d blogueros les gusta esto: